miércoles, 21 de septiembre de 2016

¿Sabéis que me alegra el día? Vol 1

Últimamente, y mas en el mundo de los videojuegos, se ha vuelto mucho mas fácil decir cosas malas, despotricar, vomitar nuestros mas profundos odios contra aquello que nos irrita y nos hastía. Así que para variar de vez en cuando vamos a hacer lo contrario, decir cosas buenas de este mundillo que nos ha dado tanto. Empecemos.

¿Sabéis que me alegra el día?

1º El Z Targeting. Fijar a un enemigo, tenerlo justo en el medio de la pantalla y saber que cada espadazo ira directo a machacarlo, y que todos los suyos podre esquivarlos y bloquearlos.

2º Los impactos de los golpes en la saga Arkham de Batman. Una vez empiezas a romper huesos ya no puedes parar.

3º Los Pokémon Shiny. Da igual que sus estadísticas apesten tienen otro color y yo lo tengo y vosotros no.

4º Cuando adquieres una habilidad que mata instantáneamente a tus enemigos en un RPG. Ahora yo tengo el poder y pienso vengarme de todos vosotros hijos de p...

5º Los disparos a la cabeza. Saber que has tenido la habilidad y la suerte de impactar ahí, ver como tu enemigo se desploma, y darte cuenta entonces de que no eres el Sr Rubio al cual estas cosas ya le resultan banales, es maravilloso.

6º Sobrevivir a un jefe con medio corazón en Enter The Gungeon. Eso si que te da la vida, para quitártela dentro de un rato.

7º Fulton en cabras, soldados, coches, contenedores. Fulton para todos por favor.

8º Desbloquear cosas jugando y no pagando. Esto cada vez se ve menos pero y lo bien que sienta eh.

9º Meter un gol aéreo en Rocket League. Parece fácil pero no todos los mortales disfrutan de esa maestría para hacerlo.

10º Hacer un Perfect en Street Fighter. Soy dios y la maquina no estaba en muy fácil para nada.

Aquí solo tenemos 10 pero es posible que haya mas así que no dudéis en decir cosas bonitas, aunque solo sea por un día.

martes, 13 de septiembre de 2016

Desterrado

Innovar siempre ha sido una cosa complicada, mas aun en el cine cuando ya esta casi todo dicho y nos encontramos con plagios, reboots, secuelas, precuelas... Encontrar un resquicio en todo eso requiere esfuerzo y ganas, y no en todas las películas encontramos eso y es una pena. El caso que hoy nos ocupa evidencia todo esto, un producto evitable y sin coraje que ya me he visto yo para que los demás no tengáis que hacerlo. Os diré por que.

Dirección: Nick Powell
Producción: Jeremy Bolt, Léonard Gowlinski, Gary Hamilton, Karine Martin, Cristopher Milburn, George Mizen, Mia Zhang, Xun Zhang
Guión: James Dormer
Música: Guillaume Roussel
Genero: Acción
Duración: 99 min
Reparto: Hayden Christensen, Nicolas Cage, Anoja Dias Bolt, Shi Liang, Yifei Liu, Bill Su Yiahang
Doblaje: Raúl Llorenç, Pedro Molina, María del Mar Tamarit, Miguel Ángel Jenner, Nuria Trifol, Masumi Mutsuda
Argumento: Las Cruzadas fueron cruentas guerras donde miles de hombres y mujeres morían por unos ideales religiosos. Jacob era un soldado templario temido, tanto por sus aliados como por sus enemigos, por su destreza con las armas. Tras acabar la guerra viajara a China intentando olvidar su pasado, pero se vera envuelto en un viaje donde deberá proteger al hijo pequeño del Rey, pues su hermano mayor desea el trono y no dudara en encontrarlo para matarlo.
Análisis: Desterrado empieza fuerte con una trama así, es poco original, muy predecible y en pocas palabras aburrida. Los personajes son prototipicos y apenas dejan ver nada mas de lo que son, una Princesa, un Guerrero al que le pesa su pasado, un niño que quiere ser Rey. Extenderse mas aquí seria una perdida de tiempo casi tan grande como los 99 minutos de duración de la película.
Algo bueno debe de tener la película, cosa que tampoco es difícil, y es que la ambientación es muy creíble. Nada mas empezar tendremos una ciudad que podría ser Jerusalen o Damasco con un montón de Soldados cruzados repartiendo espadazos a diestro y siniestro. Las regiones chinas mas de lo mismo, zonas rocosas, castillos, praderas, poblados, nada fuera de lo común pero que queda bien y tiene su inmersión.
Cosa que no podemos decir de la banda sonora, anodina, no esta donde tiene que estar, no es épica, no es prácticamente nada y nada es salvable en ella. Lo único que podemos decir es que tiene un muy buen doblaje a nuestra lengua, menos dan las piedras.
¿Recordáis a Hayden Christensen? Pues a vuelto en forma de templario y con las dotes de actuación que ya hizo gala en Star Wars. Básicamente en su linea, correcto algunas veces, sobreactuando en otras, ideal para esta película ciertamente. Por otro lado tenemos a Nicolas Cage, que a estas alturas puede hacer lo que le de la gana y nadie le va a criticar. El resto del reparto normalucho, como los papeles que tenían que interpretar.
Al final esto es lo que es Desterrado, una película sosa, con vacíos en el argumento, previsible y muy olvidable. Os recomiendo evitarla totalmente alejaros tanto de ella como podáis y si ya la habéis visto haced un esfuerzo por olvidadla, como con Aon Flux y Ninja Turtles. Un saludo y hasta la próxima.

jueves, 8 de septiembre de 2016

Bravely Default

El tiempo tiene su valor y todos aquellos que tenemos los videojuegos como hobbie acabamos con un montón de ellos sin terminar. La mayoría de las veces se suele deber a la adquisición de títulos nuevos, otras a que nos quedamos atascados en un punto el juego, y en muy contadas ocasiones a que perdemos el interés. El juego que hoy nos ocupa es una de las grandes joyas de Nintendo 3DS, que tras coger polvo en la estantería he decidido terminar, no os engañéis es por que había salido la segunda parte, así que veamos que provoco que este juego quedase sin terminar tanto tiempo.

Desarrolladora: Silicon Studios
Distribuidora: Nintendo
Dirección: Kensuke Narahara
Producción: Tomoya Asano
Música: Revo
Genero: RPG
Plataforma: Nintendo 3DS
Argumento: Luxendarc vive dominada por la ortodoxia del cristalismo, una religión que adora los cuatro cristales elementales. La vestal del viento Agnés Oblige se ve obligada a dejar su labor de proteger su cristal pues el resto de cristales están siendo consumidos por la oscuridad y provocando el caos en el mundo. Así se topara con Tiz Arrior que ha visto como su pueblo, Norende, ha sido destruido por un haz de luz acabando también con todos sus amigos y su hermano pequeño.
Análisis: Que Bravely Default bebe y mucho de Final Fantasy es un hecho, y eso quiere decir que muchas de sus bondades se han cogido para esta nueva saga. Contamos con unos personajes divertidos e interesantes, con una trama que es mucho mas de lo que parece a primera vista. Hay que reconocer que es un juego que solo por eso engancha y mucho, no obstante llegado a cierto momento quizá cuando las cosas están mas interesantes, una mala decisión en el desarrollo de guion provocan que todo nuestro interés se difumine casi totalmente.
A pesar de lo dicho el Gameplay es excelente y con interesantes novedades en este tipo de juegos. Recorremos Luxendarc y nos enfrentaremos a una gran variedad de enemigos en combates por turnos, los cuales estarán regidos por un sistema de clases que determinaran nuestra habilidades a la hora de pelear. Según combatamos ganemos putos de experiencia y trabajo que mejoraran nuestro nivel de personaje y el nivel de trabajo, hasta ahí nada nuevo bajo el sol. 
Cada trabajo nos proporcionara unas habilidades activas y pasivos. Las activas solo serán utilizables mientras tengamos dicha clase y las pasivas bastara con equiparlas para disfrutar de sus ventajas independientemente de la clase que llevemos. Podremos ademas llevar un trabajo secundario que nos proporcionara sus habilidades activas pero no sus atributos de combate, por lo cual deberemos ser listos y saber que clases nos conviene combinar. Ya dentro del combate disfrutaremos de tres habilidades unicas de este juego, Brave, Default y Bravely Second.
Las dos primeras dan una nueva dimensión de combate pues cambian las cosas radicalmente. Brave nos permitirá utilizar turnos futuros hasta un tope de -4, si decidimos gastarlos debemos ser conscientes de que estaremos varios turnos sin atacar hasta que nuestros puntos Brave alcancen el 0. Si usamos Default nos protegeremos por lo que recibiremos menos daños, nos permitirá subir nuestro contador hasta 3 pudiendo realizar así 4 ataques normales en un turno, o habilidades que consuman varios de estos puntos. Por ultimo nos queda Bravely Second, una suerte de habilidad que parara el tiempo, se olvidan los turnos atacamos a saco y podremos realizar mas de 9999 puntos de daño. Esta chetada es limitada y solo podremos conseguir varias comprándolas con dinero real o jugando muchas horas.
El apartado técnico es sobresaliente. Nuestros héroes tendrán cierto look de monigote, sin nariz pero muy expresivos. Luxendarc es bastante grande y nos toparemos con el típico mapa con sus montañas infranqueables, llanuras, bosques, desiertos, océanos, nada que no se haya visto ya en un Final Fantasy o Dragon Quest. Este estilo gráfico sienta muy bien y encaja perfectamente en una portátil sin llevarla al tope pero demostrando de lo que es capaz.
Cuando se le va a dedicar a un juego tantas horas el apartado sonoro hay que cuidarlo mucho. Se deben crear canciones pegadizas que no rallantes, y que no quieras parar de oír. Eso tiene Bravely Default, una banda sonora brillante con temas realmente épicos y con un doblaje ingles excelente que nos acompañara toda la aventura.
Estamos ante sin lugar a dudas un imprescindible de 3DS, una trama que engancha, personajes divertidos, un gameplay espectacular. Todo eso no puede quedar empañado por sus fallos que a pesar de doler alguno podemos olvidarlo a merced de todo lo bueno que este cartucho atesora. Hasta aquí llegamos hoy, pronto nos veremos con mas y mejor, hasta la próxima.